La importancia del vocabulario chino en el aprendizaje

Dominar una cantidad suficiente de vocabulario chino es fundamental en la etapa inicial del aprendizaje de esta lengua por parte de los alumnos extranjeros. Es este artículo Sun Hongwei defiende que la enseñanza del léxico debería ser la piedra angular del método de aprendizaje del chino en la etapa inicial y muestra estrategias útiles para que los profesores cumplan este objetivo.

vocabulario chino

Nayu Kim (CC) Flickr

Artículo de
Sun Hongwei
孙洪威
La enseñanza del léxico tiene una función muy importante y es un componente indispensable en la instrucción del chino como lengua extranjera. Si un estudiante extranjero estudia chino en China, aunque no domine bien la fonética o la gramática, podrá mantener una conversación sencilla con los nativos si conoce ciertas palabras básicas. Por lo tanto, la enseñanza del vocabulario chino debería ser la piedra angular del método de aprendizaje del idioma chino como lengua extranjera.

Esto es así sobre todo en la etapa inicial. Si un estudiante extranjero quiere aprender bien la lengua china, lo más importante es que domine una cantidad suficiente de vocabulario. Por eso, es imprescindible que los profesores aprovechen sus habilidades en la enseñanza del vocabulario chino para incrementar la efectividad de la metodología en la clase y mejorar el nivel del alumno.

Entonces, ¿qué podemos hacer para conseguir una buena enseñanza del vocabulario chino? Veamos los siguientes métodos de interpretación de palabras y frases.

vocabulario chino

El objeto, el dibujo y el lenguaje corporal

Es el método de enseñanza más sencillo y fácil de comprender en la conexión directa entre fonética e idea. Por ejemplo, “mano, libro, coche”, son sustantivos que podemos explicar con objetos o dibujos; otro ejemplo, acciones específicas como “correr, saltar, reír” se pueden expresar con el lenguaje corporal y la gesticulación. Así, no sólo explicamos directamente el significado de la palabra a los alumnos, sino que también conseguimos su atención para ayudarles a comprender y a memorizar.

El uso de morfemas

Podemos usar los morfemas en chino para explicar el significado de las palabras. Por ejemplo, ji () de feiji (飞机), en castellano “avión”, significa literalmente “aparato que vuela”. Cuando explicamos el significado de ji, podemos decir que se refiere a máquina, artilugio, artefacto, aparato, etc. en español. A menudo se combina con otro carácter, colocándose antes o después. Por analogía, tendríamos móvil, televisión, lavadora, fotocopiadora, billete de avión, aeropuerto, etc. Todas estas palabras poseen el mismo morfema ji y con él se pueden crear todavía nuevos vocablos a medida que avanza la tecnología. Si explicamos bien los morfemas o la raíz del nuevo vocabulario chinio, los alumnos pueden adivinar el significado de otras palabras compuestas de varios caracteres o, por lo menos, acercarse a su acepción. Así, podemos entrenar a los alumnos para que comprendan y asimilen mejor la forma en que se construyen vocablos en chino.

vocabulario chino

Método de comparación

1. Comparación entre chino y otras lenguas extranjeras

Es interesante realizar una comparación entre el significado de la palabra en chino y el de la lengua extranjera, e indicamos diferencias y semejanzas para que los alumnos sepan distinguir y reducir interferencias entre los dos idiomas. Por ejemplo, el verbo da () en chino se usa en expresiones como da dianhua (打电话), da lanqiu (打篮球) o da taijiquan (打太极拳), y en español significa “llamar por teléfono”, “jugar al baloncesto” y “hacer/practicar taijiquan”. Otro ejemplo, la traducción de pang () y fei (), donde ambos significan “gordo”, pero en chino pang se usa para describir a la persona (gorda, obesa, rechoncho, rollizo, etc.), mientras que fei es para animales (robusto), carne (grasa) y ropa (gruesa). Por eso si decimos que alguien es fei suena muy mal y es una falta de cortesía, tampoco se dice zhe jian yifu tai pang le (这件衣服太胖了) para expresar “esta prenda es demasiado gorda”. Otro ejemplo, en la traducción de huozhe (或者) y haishi (还是), ambos significan “o” en español, pero huozhe es para la narrativa y haishi es para la pregunta. Así que tenemos que explicar bien las diferencias y las semejanzas en la enseñanza del chino como lengua extranjera.

2. La comparación de sinónimos

La comparación y el análisis de sinónimos pueden ayudar a los alumnos a encontrar características en común y su uso propio. Por ejemplo, la traducción de canguan (参观) y fangwen (访问) ambos significan “visitar” en castellano, si no analizamos la comparación, para los alumnos, es difícil diferenciarlos correctamente. Por lo tanto podemos distinguirlos como sinónimos, así canguan se refiere a visitar un lugar, un museo, un monumento histórico y no para personas; mientras que fangwen puede ser un lugar (país, ciudad) y también una persona. Así, evitamos que los alumnos formen oraciones equivocadas como canguan yi wei penyou (参观一位朋友) o fangwen ni jia (访问你家), cuando en castellano quieren decir “visitar a un amigo” y “visitar tu casa”, respectivamente.

3. La comparación de antónimos

El uso de la comparación de antónimos también es un buen método a la hora de ayudar a los alumnos a comprender el significado de las palabras. Los vocablos antónimos siempre aparecen en número par, por ejemplo, shang () – xia (), en castellano “arriba – abajo”; zuo () – you (), “izquierda – derecha”; qian () – hou (), “delante – detrás”; da (大) – xiao (), “grande – pequeño”; hao () – huai (), “bueno – malo”; duo () – shao (), “mucho – poco”; mai () – mai (), “comprar – vender”; qian () – xu (), “orgulloso – humilde”; kuajiang (夸奖) – piping (批评), “alabanza – crítica”, etc.

Método de interpretación del contexto

El ambiente en clase es un punto muy importante a la hora de aprender un idioma, por ejemplo, mediante el uso de métodos directos, medios audiovisuales, métodos cognitivos y métodos funcionales, etc.

1. Interpretación de ejemplos

Los profesores preparan unos ejemplos con errores que tienen que ver con experiencias que suenen familiares, para que comprendan el significado de la palabra a través de situaciones reales y las corrijan como deben ser. Por ejemplo, suan () —en castellano significa “ser, considerar, calcular, incluir, suponer”—, mientras que bu suan (不算) —significa “no ser, no reconocer”—, sin embargo, si solo se traduce por “ser”, no se expresa el sentido correcto. Con diversos ejemplos los alumnos pueden comprender la idea y usar esa palabra correctamente. Así, (1) guang xuexi hao, shenti buhao, ye busuan hao xuesheng (光学习好,身体不好,也不算好学生) —en castellano literalmente, “sólo con buen estudio y sin una buena salud, no consideramos que sea un buen estudiante”, menos literal, “si no cuidas tu salud, no sólo con estudiar mucho conseguirás ser un buen estudiante”-; (2) wo suiran zhi jiao le ni yici, ye suan shi ni de laoshi (我虽然只教了你一次,也算是你的老师) —en castellano, “aunque te he enseñando sólo una vez, podrías considerarme como tu profesor”-; (3) cong wo jia dao xuexiao zuo che shi fenzhong, busuan tai yuan (从我家到学校坐车十分钟,不算太远) —en castellano, “de mi casa al colegio hay sólo diez minutos en coche, lo que no se considera muy lejos”-; y (4) mei ge yue neng zhuan dao yiqian kuai qian, jiu suan bucuo le (每个月能赚到一千块钱,就算不错了) —en castellano, ”cada mes gano mil euros, no está nada mal”-.

Este método de comprender un idioma a través de ejemplos resulta muy efectivo a los principiantes en la lengua china.

2. La interpretación de la pragmática ambiental

También es de suma importancia el uso de un contexto familiar para crear una pragmática ambiental concreta, para que comprendan y entiendan el significado del léxico. Por ejemplo, cuando enseñamos la palabra suibian (随便) —en castellano “da igual, no importa, de cualquier manera, informal, hacer alguien lo que le plazca, descuidado, a su antojo”—, podemos establecer su contexto. Así, (1) vas a un restaurante con un amigo, te pregunta qué plato quieres pedir, dices suibian, shenme dou xing (随便,什么都行) —en castellano, “da igual, cualquier cosa me va bien”-; (2) cuando te invitan a una casa, sus dueños dirían suibian zuo, suibian wan, suibian kan (随便坐,随便玩,随便看) —en castellano, “siéntate como en tu casa”, aunque literalmente sería “siéntate donde quieras, diviértete como quieras, mira lo que quieras”—. La práctica demuestra que la función narrativa del contexto es insustituible en la enseñanza del léxico de una lengua extranjera.

La interpretación desde el punto de vista del uso lingüístico

Para los estudiantes extranjeros, lo más importante es el uso práctico del idioma que aprenden. Sin embargo, durante el proceso de aprendizaje, a menudo solo saben el significado pero no saben las condiciones de su uso lingüístico, cuándo se usa, en qué situaciones, con quién y se equivocan causando a veces situaciones divertidas o comprometidas. Por ejemplo, paimapi (拍马屁) —en castellano, algo similar a “hacer la pelota al alguien”—, los alumnos sólo saben que significa “decir cosas agradables a los demás, adular”, pero desconocen que en realidad tiene un sentido crítico y de maledicencia. Por eso a veces se producen situaciones graciosas en clase. Así, cuando el profesor quiere elogiar al alumno que habla chino muy bien, éste contesta con modestia, xiexie laoshi paimapi (谢谢老师拍马屁) —en castellano, “gracias profesor por hacerme la pelota”, cuando en realidad lo que le gustaría decir es “gracias profesor por alabarme”—. Esto significa que no se ha aclarado el contexto del vocablo. Por lo tanto, tenemos que enfatizar la emoción y el ambiente en la enseñanza, de lo contrario, es difícil evitar errores de uso del idioma en la comunicación, lo que podría provocar efectos contraproducentes.

Otro ejemplo, zhen (真), guai () y hen () —en castellano “realmente”, “bastante” y “muy”, respectivamente— son adverbios de grado, pero hay diferencias en su uso. La palabra hen expresa la descripción objetiva en el grado, pero no expresa entusiasmo alguno, guai tiene una emoción favorable y positiva y va siempre combinada con de (), mientras que zhen, por su parte, es una exclamación y siempre aparece con a ().

La diferencia entre xianmu (羡慕) y duji (妒忌) —en castellano “admirar, envidiar” y “tener celos de, estar celoso, tener envidia”, respectivamente— también se explican con el uso. Así, duji tiene un sentido despectivo, mientras que xianmu expresa admiración en un contexto loable.

En resumen, según las características de los nuevos vocablos, tenemos que elegir un método adecuado y combinar estas técnicas para usarlas flexiblemente y así incrementar la efectividad en la enseñanza del léxico y así llegar mejor a la mente de los estudiantes. 

Todos los recursos sobre el aprendizaje de lengua china en ConfucioMag:


ic_ESP_03-1

pdfPublicado originalmente en la Revista Instituto Confucio.
Número 3. Volumen III. Noviembre de 2010.
Ver / descargar el número completo en PDF 

Comentarios

Otros artículos de interés

By 

Boletín de noticias

Uso de cookies

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información.plugin cookies

CERRAR

Suscríbete al boletín quincenal de la Revista Instituto Confucio

Cada 15 días te informamos en tu mail de los mejores reportajes publicados en ConfucioMag

¡Te has suscrito con éxito!

Pin It on Pinterest

Share This